martes, 15 de noviembre de 2016

Pnj killer (by Alejo del norte, 2015)

La primavera de 2015 un buen amigo m envió una serie de artículos, redactados mientras preparábamos la primera edición de Versum.
Espero que os gusten.


Pnj-killer

Reflexiones sobre la presencia de pnjs en los eventos de rol en vivo.

Es muy común crear pnjs (personajes no jugadores) para ocupar puestos importantes dentro de la partida, pero es algo que creo puede dar ciertos problemas si son poderosos entes imposibles de destruir puestos por los masters. De hecho, para empezar me gusta describirme como pnj-killer. El motivo es el siguiente, si tenemos 180 personas jugando, ¿por qué necesitamos a alguien poderoso que esté por ahí? Y tal vez lo más importante, ¿por qué no puede ser un jugador? Con lo que al final prefiero quitar al pnj del medio.

La razón que normalmente se esgrime para incluir pnjs es que así el master puede dirigir la trama o puede crear escenas totalmente dirigidas, al estilo del teatro, donde el guión ya está escrito. Claro, eso en el caso de que tengas muy claro por dónde quieres que vaya la trama, en mi opinión mermando la libertad de acción de los jugadores. No obstante, esto puede ser útil en algunos casos. Pero si va a tratarse de una escena teatralizada, como una introducción en un videojuego donde el jugador es mero espectador, no es necesario crear reglas para el pnj ni que, estando sometido a las reglas, sea un ente de mucho poder con una espada mata-todo y que lance rayos de la muerte. En este caso, con un colaborador o un organizador que actúe de manera puntual podría bastar, lo cual puede ser una inversión en personal que puede valer la pena, o no, según se mire.

Otra opción es colocar a pnjs poderosos en los lugares donde debería haber una autoridad o poder importante y que en opinión de los organizadores no podrían ser interpretados por jugadores, puesto que se acarrearía innumerables desmanes y abusos de poder. Se suele comentar que si el rey de un reino es un jugador podría ser un déspota tiránico que asesinase a al resto de jugadores sin control. Bien, digo yo, ¿cuánto tiempo le serán fieles sus tropas? ¿cuánto tiempo ha de durar un rey loco con vida? A mi personalmente me parece una trama de lo más interesante como para que me de miedo que se de. Por eso, contando una gran cantidad de gente y no sobrando medios humanos en la organización, prefiero que las figuras de autoridad sean los propios jugadores, no pnjs. Hay quien puede aducir que en ese caso mucha gente sufrirá por un jugador que tiene poder sobre ellos, pero bueno, como master podemos arreglarlo para dar oportunidades de rebelión o asesinato ante esta situación, antes que eliminar la figura del rey con un pnj que sea nuestra marioneta.

Y ya por último está el tema de los poderes de los pnjs. Muchas veces el master crea un personaje superpoderoso-de-la-muerte para demostrar que él manda porque puede vencer a cualquiera de los jugadores, muy edificante… En el caso de que el master no tenga que demostrar que mola más que los jugadores, los pnjs a veces tienen un nivel inmenso de poder para evitar que los jugadores los puedan matar. A lo que yo pregunto ¿por qué van a querer matar los jugadores a un pnj? Normalmente por aburrimiento, la verdad: “No hay nada que hacer, así que…” Bueno, creo que la tarea del master es evitar que la gente se aburra tanto que decida matar pnjs o jugadores como único medio de diversión. Y de todas formas, si por este u otros motivos el jugador quiere eliminar a un pnj, ¿qué hay de malo en ello? Para mi es peor la frustración de encontrarse en una partida en la que alguien es inmortal porque es importante para la trama que esté vivo.


Es por todo esto que me considero un pnj-killer e intento no incluir pnjs si es posible. Utilizar el recurso más abundante, los jugadores, ofreciendo personajes poderosos y ver cómo se desarrolla su interacción con el resto de personajes, me parece la mejor opción de gestión de un evento. Y si una cosa es importante para organizar un evento es ser muy cuidadoso con los recursos y los tiempos, lo que puede significar el éxito o el fracaso del evento.

Amén de ser un pnj-killer como master, como jugador agradezco mucho que los pnjs no sean inmortales y que si siguiendo las motivaciones de mi personaje deseo su muerte, cuente con la libertad para hacerlo. Aunque esto último alguna vez me haya costado discusiones con el pnj y/o los masters, normalmente con el resultado de muerte del pnj en cuestión, gracias a unos masters que terminan entendiendo que la presencia inmortal de un pnj tal vez fue un error.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada